El próximo miércoles, día 19 de octubre, entrará en vigor la Ley 18/2022, de 28 de septiembre, de creación y crecimiento de empresas, conocida como «Ley Crea y Crece».

Desde Caruncho & Tomé te explicamos cuáles son las principales medidas de esta nueva Ley:

  • Se elimina el capital social mínimo

Frente a los tradicionales 3.000 euros de capital social mínimo, se permitirá la constitución de SRL con un euro de capital social.

Para proteger a los acreedores sociales, mientras no se alcance la cifra de 3.000 euros, estas sociedades estarán sujetas a un régimen especial, conforme al cual:

  • Deberá destinarse a la reserva legal al menos el 20% del beneficio hasta que dicha reserva, junto con el capital social, alcance los 3. 000 euros.
  • En caso de liquidación, voluntaria o forzosa, si el patrimonio de la sociedad fuera insuficiente para atender el pago de las obligaciones sociales, los socios responderán solidariamente de la diferencia entre el importe de 3. 000 euros y la cifra del capital suscrito.

 

  • Se fomenta la constitución telemática de SRL

La SRL se puede constituir por dos procedimientos:

– presencialmente (que es el sistema tradicional); o

– por vía telemática, desde los Puntos de Atención al Emprendedor (PAE) -entre que se encuentran las notarías-, mediante la utilización del Documento Único Electrónico (DUE) y a través del sistema de tramitación telemática del Centro de Información y Red de Creación de Empresa (CIRCE).

La Ley Crea y Crece pretende fomentar la constitución telemática de las SRL, por ser el método de constitución más rápido, sencillo y de menor coste.

 

  • Medidas contra la morosidad

Se extiende la obligación de expedir y remitir factura electrónica en todas las relaciones comerciales entre empresas y autónomos, lo que garantizará una mayor trazabilidad y control de pagos.

Se establece que, las empresas que no cumplan los plazos de pago establecidos en la Ley de Morosidad (Ley 3/2004, de 29 de diciembre, por la que se establecen medidas de lucha contra la morosidad en las operaciones comerciales), no podrán acceder a una subvención pública o ser entidad colaboradora en su gestión.

También se incluye en la Ley de Sociedades de Capital y la Ley de Morosidad la obligación de que las empresas grandes indiquen en sus memorias anuales el periodo medio de pago a sus proveedores o el número de facturas pagadas en un periodo inferior al máximo establecido en la normativa de morosidad.

  • Medidas para mejorar los instrumentos de financiación del crecimiento empresarial alternativos a la financiación bancaria

Se incorporan nuevas medidas sobre los instrumentos de financiación del crecimiento empresarial alternativos a la financiación bancaria, como el crowdfunding o la financiación participativa, la inversión colectiva y el capital riesgo.

En el ámbito del crowdfunding, la Ley Crea y Crece adapta la regulación nacional a la normativa europea, introduciendo más flexibilidad para que estas plataformas presten sus servicios en Europa.

Se impulsa la industria del capital riesgo, ampliándose el tipo de empresas en las que pueden invertir estas entidades, incluyendo empresas financieras con un alto componente tecnológico.

Se reconoce la figura de los llamados “fondos de deuda”, como impulso a las herramientas para aliviar la situación de endeudamiento de algunas empresas y facilitar su crecimiento.

 

En definitiva, medidas de calado que supondrán importantes cambios en la constitución de sociedades en los próximos años.